El presidente de Stop Estafadores, absuelto de querella de prestamista

19 jul. 2017


Juan Puche, presidente de la plataforma Stop Estafadores que agrupa a víctimas de prestamistas, ha sido absuelto de la acusación de injurias y calumnias formulada contra él por el conocido usurero Antonio Arroyo Arroyo, y de la que ha sido defendida por Carlos Javier Galán, de Alberche Abogados. La acusación reclamaba una condena a dos años de prisión y 150.000 euros de indemnización.
 
El Juzgado de lo Penal nº 17 de Valencia, con sede en Paterna, considera que las publicaciones de Juan Puche en su blog Alerta Trama Estafadores, aunque en algunos casos son "desafortunadas", no merecen reproche penal, teniendo en cuenta las circunstancias de su autor, víctima precisamente de Antonio Arroyo, investigado por estafa y otros delitos a raíz de la denuncia de aquél.
 
Respecto a la acusación de injurias, considera la juez que no "ha mediado un ánimo de injuriar o difamar al sr. Arroyo" sino de "informar a terceras personas de hechos que a él mismo le habían perjudicado y a fin de evitar que igualmente se vienes afectados por hechos similares o, en el caso de haberse visto ya afectados, pudiesen actuar de forma conjunta".
 
También tiene en cuenta la sentencia la existencia de informaciones sobre la actividad presuntamente delictiva del querellante Antonio Arroyo en medios de comunicación nacionales de amplia difusión, con lo que parece que "un medio de difusión muy limitada como lo es el blog del acusado" no supone descrédito añadido.
 
En relación con la acusación de calumnias, este ilícito penal se produce cuando se imputa un delito "con conocimiento de su falsedad o temerario desprecio a la verdad" y en este caso el acusado lo hace "en el convencimiento de la realidad de dichos hechos", puesto que incluso ha denunciado estos delitos en los tribunales y está abierta causa penal por ello contra el sr. Arroyo.
 
La sentencia no es firme y puede ser recurrida en apelación por el prestamista querellante, que declaró en juicio por videoconferencia desde la cárcel de Soto del Real, donde actualmente cumple prisión preventiva.
 
Para el abogado defensor, Carlos J. Galán, "estamos ante un intento más por parte del sr. Arroyo, procesado por estafa y otros delitos, de silenciar a sus propias víctimas para que no denuncien públicamente su actividad ni se organicen, por lo que es una satisfacción que se haya desestimado este nuevo intento".

0 comentarios:

Publicar un comentario